Cultivos coberturas

Un cultivo de cobertura es aquel que se siembra para manejar la erosión del suelo, la fertilidad, las malezas y las plagas, y así reducir el uso de herbicidas y plaguicidas. La práctica consiste en sembrar una especie, que puede ser local o de un cultivo domesticado, que no afecte negativamente la producción

Elección del cultivo de cobertura

  • Ser rastrero o de bajo porte
  • Extenderse rápidamente (ser invasivo)
  • Tener un sistema radicular complementario (por ejemplo, raíces que fijen nitrógeno o raíces profundas que puedan capturar agua y nutrientes que no están al alcance de la plantación)
  • No ser hospedero de patógenos
  • No competir por recursos como agua, luz y nutrientes

Beneficios del cultivo de cobertura

  • Protege el suelo
  • Ayuda a estructurar el suelo
  • Proporciona materia orgánica
  • Reduce la temperatura y la respiración del suelo
  • Produce sustancias que potencian el crecimiento
  • Reduce la lixiviación de nutrientes
  • Devuelve parcialmente los nutrientes al suelo
  • Fija nitrógeno (cuando el cultivo de cobertura es una leguminosa)
  • Amortigua cambios repentinos en el pH del suelo (cuando se aplican fertilizantes sintéticos)
  • Aumenta la biodiversidad del suelo
  • Aumenta la mineralización del suelo mediante su descomposición

 

ENLACE http://www.promusa.org/Cultivos+de+cobertura

IMAGEN  https://www.embrapa.br

 

1473

You may also like